San Antón 2010

San Antón 2010
Recordando la fiesta de las sanantoneras de 2010

Pinturas iglesia

Pinturas iglesia
En el año 1947 se realizan las pinturas del Altar Mayor, pinturas que los de cierta edad hemos conocido, el pintor se llamaba Félix y cuentan....

jueves, 3 de enero de 2013

Cena Quinta del 56 de Cadalso de los Vidrios (1ª Parte)



En el restaurante de la Ermita de Santa Ana, nos reunimos un grupo de quintos y quintas del 56 para celebrar la navidad del 2012.
Decir que el lugar reúne todas las condiciones para pasar un rato agradable entre buenos amigos, destacando la buena voluntad y atención de Alfredo que en todo momento estuvo pendiente de todo lo que necesitábamos.




Presidiendo la cena el escudo de Cadalso que mezcla cuarteles con los apellidos Escudero y Colino creo, apellidos de los dueños del local, que cuelga en una de las puertas de acceso a la antigua Ermita de Santa Ana, primera iglesia cristiana de Cadalso




El menú estuvo de lujo gracias a las manos de Trini, excelente cocinera que no sólo dirigió la cocina como viene siendo habitual, sino que participo en los comentarios y en el acto. Destacar también la buena atención de los dos camareros para la ocasión.




Unos vinos antes de la mesa nos abrieron el apetito, que se acrecentó debido a la hora de comienzo que rondaba las 11 de la noche.




Y rápidamente a la mesa para degustar esa exquisita cena a base de esos manjares que tan bien sabe cocinar Trini, destacar un bacalao a sidra que estaba para chuparse los dedos y un revuelto de morcilla con piñones de excelente sabor y textura. Hubo más cosas pero esto es lo que a mi más me gusto, el resto decir que pasaba nota con un notable alto.




Y entre plato y plato, broma y broma, y esos villancicos con los que el anfitrión Alfredo nos sorprendió, llegamos a los brindis y al risas, que fueron muchas en esta noche de agradable compañía entre los quintos y quintas del 56, nacidos claro en ese año del 56 que entre otras cosas trajo la TVE a Estaña, la Bodega Cooperativa a Cadalso, Juan Ramón Jiménez recibió el Premio Nobel de Literatura, el Real Madrid ganó la primera Copa de Europa, y lo más importante, unas cadalseñas de enorme corazón y fortaleza, parieron a unas niñas y niños que con el tiempo se convertirían en la quinta del 56. Gracias a todas esas madres cadalseñas.





Tras las postres llegaron las copas y esos puros Cohiba que Alfredo en un alarde de amistad y camaradería regaló a los fumadores, que supieron agradecérselo de forma solidaria, es decir tragando humo y no echándolo, bueno, en algún momento si hubo humo pero olía bien.



Andrés, Moisés e Isidro, quintos del 56 tirándose ese buen Cohiba.

Enlace: Cena Quinta del 56 ( y 2ªParte )

Zorro Corredero.
Fotos: Archivo fotográfico Pedro Alfonso

3 comentarios:

Angela CM dijo...

Que bien se lo pasan estos quintos, con estas reuniones tan entrañables.
Pedro ¿a quíen represnta la maniqui del balcón?

Pedro Alfonso dijo...

Estimada Ángela, la maniquí es una cadalseña ataviada con el traje típico de Cadalso.

Un saludo.
Pedro

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

LA LISTA DE LOS REYES GODOS
A mis amigos y compañeros de generación
en la escuela de Cenicientos.

Entre angustias y sudores
y calvario de los ojos,
padecimos sinsabores
por culpa de promotores
imperiales con antojos.

Con España hecha un erial
entre la hambruna masiva,
trajeron al pegujal
y escuelas del andurrial
a godos en comitiva.

Se empeñaron los jerarcas
con empeño denodado,
supiéramos de monarcas
que aún calzaban albarcas
y a la Hispania gobernado.

La lista estaba formada
por treinta y tres visigóticos,
y era así tan alargada
y tan densa y tan poblada
por reinar reyes caóticos.

Se morían de repente
o de pronto asesinados,
y otra coronada frente
ante aquel cuerpo presente
allí mismo nominados.

Candidatos eran varios
los aspirantes al trono,
y en aquellos escenarios
de títulos nobiliarios
disputaban con encono.

En círculo nos ponían
a coruchos escolares,
y salmodiar nos hacían
mientras espaldas crujían
a los godos seculares.

La lista la encabezaba
Ataúlfo, era el primero,
Sigérico al que heredaba
Walia y luego lo alcanzaba
Teodorico el guerrero.

Le sucedió Turismundo
y Teodorio después,
Alarico más jocundo
y nosotros ni un segundo
de recitar sin traspiés.

Después con el cisma arriano
Gelaelico cismático,
y Amalarico algo vano,
que fue un buen rey ciudadano
que se acomodó pragmático.

Theudis, luego Teusidelo,
Agila y Atanagildo,
Liuva que miraba al suelo
y Leovigildo al cielo
por culpa de Hermenegildo.

Llegó Recaredo y Siuva,
Witérico y Gundemaro,
que dicen que el mosto de uva
lo trasegaba cual cuba
de tonel hispano avaro.

Nombres hay repetitivos
de ordinal correspondiente,
sobrevivían los vivos
si no acababan cautivos
del nuevo rey y de su gente.

Suíntila con Sisenando,
Thintila y sucedió Tulga,
Khindasvinto fue reinando
con Recesvinto esperando
como un can cuando se espulga.

Wanba delegó en Ervigio,
Egica reinó con Witiza,
¡cuánto rey, cuánto litigio!
sin llevar el gorro frigio
hartos de godos en liza.

Rodrigo fue el colofón
de tanto godo en el trono,
¡qué castigo, que tostón!,
salmodiando relación
con voz meliflua en el tono.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho