Raquetas

Raquetas
Esperando que la nieve vuelva, ya queda menos.

Majalcobo

Majalcobo
Pincha en la foto para ver la Ruta de las Cascadas de Majalcobo ( Casillas )

jueves, 31 de enero de 2013

Camino de Santiago. Camino Francés Estella-Los Arcos. ( Navarra )


Camino de Santiago. Camino Francés. Etapa 6

Estella - Los Arcos. Navarra ( 22 kms. )







 
Después de una opípara cena y de un buen descanso en la Pensión San Andrés, situada en la Plaza de Santiago en pleno centro de la ciudad, toca levantarse. Estella nos despierta con lluvia, las calles mojadas y un poco de frío húmedo. Esta ciudad nació a la sombra del castillo de Lizarra hace unos 1000 años, aprovechando el estímulo y la iniciativa del Camino.

 
La Plaza de Santiago desde la terraza de la Pensión San Andrés en Estella 
 
El nombre de Estella le viene dado por un milagro que ocurrió en el año 1085, cuando una lluvia de estrellas guió a unos pastores hasta la estatua de Nuestra señora del Puy, llamando al lugar desde entonces Lizarra en vasco y Estella en castellano que significa estrella. Esto lo puede corroborar nuestra buena amiga y peregrina Estrella, estellesa o lizarratar.

 
El río Ega a su paso por Estella

Bañada por el río Ega, Estella siempre fue un paso importante del camino de Santiago. Iglesias  como San Pedro de la Rua, San Miguel Arcángel del siglo XII, la románica Santa María, la de San Juan, la del Santo Sepulcro y la Basílica de la Virgen del Puy dominando la ciudad desde lo más alto, sin olvidarnos del Palacio de los Reyes de Navarra, así lo atestiguan.

 
Antiguo Ayuntamiento de Estella 
 
Monasterio de Irache
 
Una suave subida nos conduce hasta Ayegui para continuar por un camino de gravilla hasta el Monasterio de Irache, a la sombra de la montaña de Montejurra.
 
        Enlace Monasterio de Irache

 
 Peregrinos en el claustro del monasterio de Irache
 
Aquí se necesita un buen descanso, no por el camino recorrido, corto aún, sino por la belleza del Monasterio que no debemos dejar de visitar y también pero menos por la vecina fuente del vino, a la derecha del camino y justo enfrente del monasterio. Aquí, aunque parezca mentira, una fuente de vino y otra de agua están siempre a disposición de los peregrinos, regalo de las Bodegas Irache.

 
 
 


Un buen trago de vino y continuamos hacia Azqueta, pequeño pueblo que se divisa desde lo lejos y que nos recibe también con intensa lluvia. La Iglesia de San Pedro, cerrada a nuestro paso nos dice adiós camino de Villamayor de Monjardín


Iglesia de San Pedro en Azqueta 

Villamayor se encuentra a solo 2,5 km de Azqueta, situado en la ladera del monte Monjardín de 894 m.
 
 

Es octubre, los peregrinos humanos son bastante escasos, y más con este lluvioso día, pero también otros peregrinos como este caracol avanza por el camino, es más lento pero más llamativo, tanto que me paro, me arrodillo, acerco mi cámara y disparo. Y he aquí el resultado.

 
 
 
 

 

Estamos llegando a Villamayor de Monjardín y lo primero que encontramos es esta fuente cisterna de estilo gótico a la derecha del camino, llamada Fuente de los Moros. Unos escalones nos conducen hasta el agua fresca de la fuente, al fondo se puede ver ya la torre de la iglesia de Villamayor, pueblo situado en la ladera del monte Monjardín y en cuya cima se encuentra el castillo de San Esteban de Deyo.

 
 
 
 
Nada más entrar en Villamayor nos recibe la iglesia románica de San Andrés Apóstol del siglo XII. Como quiera que la iglesia se encuentra cerrada, continuamos hasta el albergue donde sellamos nuestra credencial. La portada románica es uno de los elementos más importantes, destacando sus arquivoltas y los capiteles, así como los herrajes medievales.
La obra cumbre de esta parroquia es la Cruz de Monjardín. Dicen que es la cruz procesional más antigua de Navarra, datando de los primeros reyes de Pamplona y de la toma del Castillo de Monjardín en el siglo X, lugar donde estuvo durante años, cruz que al estar la iglesia cerrada no vimos, lástima.

Villamayor de Monjardín  
 
Por una estrecha calle cementada abandonamos el pueblo para tomar un camino de tierra que entre viñas nos va alejando de Villamayor.


 

Solo las viñas y algún solitario árbol nos acompaña en este tramo infinito, vacío y totalmente solitario, pero que también se agradece por la tranquilidad y porque, aleluya, ha dejado de llover…por ahora.
 
 
 
 

Llegando a Los Arcos, se divisa a la derecha un monumento que destaca en lo alto de una colina, con un bello fondo de montañas, donde hoy juega la niebla. Es la Basílica de San Gregorio Ostiense, importante obra del barroco navarro.
 

Basílica San Gregorio Ostiense (Sorlada-Navarra) 
 
Endrinas o arañones, fruto silvestre con el que se elabora el pacharán.  
 

Y por fin Los Arcos, ciudad que ya existía en la época romana, llamada ciudad de los judíos en la edad media. Con un casco urbano de estilo medieval, la ruta jacobea discurre por la calle mayor donde podemos ver edificios nobles con casas blasonadas.

La Iglesia de Santa María de origen románico, siglo XII, se le han ido con el paso de los siglos añadiendo elementos góticos, renacentistas, barrocos, dándole un extraordinario valor.

 
Portada plateresca de la iglesia de Santa María 
 
En el interior destaca el retablo mayor del siglo XVII presidido por la imagen gótica de Santa María, así como su gran órgano y otros retablos de estilo rococó y barroco.

 
 
 
Al anochecer atravesamos el Portal de Castilla camino del reparador sueño que nos ayudará a descansar y volver mañana a tomar es camino en este mismo portal junto al puente sobre el río Odrón. Antes de conciliar el sueño, la mente vaga por los lugares hoy recorridos, es una forma de volver a sentir y vivir el camino, es dejarse llevar por tanta historia y tanto arte.
 

 Portal de Castilla. Los Arcos
 
 
 



Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso
 
Enlace Etapa 7 Los Arcos-Viana-Logroño


6 comentarios:

Anónimo dijo...

Dignas fotos de tu maravillosa cámara y comentarios propios de tu sapienza. Pero hacer una foto de nuestra maravillosa credencial con el bar Azquetaco (ya te vale).



Besitos
Mercedes

Anónimo dijo...

Como siempre no nos defraudas, bonitas fotos de un tramo del Camino casi perfecto, la única pega de estas etapas es que quizás resultaron un poco “secas” ya que en Navarrete nos abandonó la lluvia ¡¡ya estábamos tan acostumbrados al agua.

Con el cariño de dos pringaos peregrinos que ya tienen ganas de comenzar las nuevas etapas. Chari/Manolo.

Anónimo dijo...

Las fotos preciosas ¡¡ únicas ¡¡ impresionantes ¡¡ ..... pero ... nosotros estábamos allí ????



Besitos para los caminantes.



PAQUI Y CLEMEN.

Pedro Alfonso dijo...

Pero la caña que me tomé en el Azquetako me supo a gloria peregrina.

La lluvia, qué lluvia, eso fueron cuatro gotas.

Vosotros claro que estabais, pero como siempre tres kilómetros atrás, o más. Venga yaaaa.

Abrazos.

Anónimo dijo...

Vosotros estabais en la puerta (como siempre) fumando. Besitos

Mercedes

Anónimo dijo...

Excelente entrada con preciosas fotos explicadas con detalle.

Un saludo
Javier