Raquetas

Raquetas
Esperando que la nieve vuelva, ya queda menos.

La portalera del Valle

La portalera del Valle
Un recuerdo de otro tiempo

miércoles, 14 de abril de 2010

El hogar


Una visita al Hogar del jubilado





Hace unos días entré en el Hogar a tomarme un zumo, y al ver a todos animadamente jugando a las cartas unos, otros mirando y otros tomando algo en la barra, pensé… voy a escribir algo y lo primero que hice fue coger la cámara y hacer unos fotos para ilustrar este pequeño homenaje al hogar y a todos los que acuden cada día por la tarde a este acogedor y entrañable lugar de siempre para nuestros mayores.




Nada más entrar Isidro me pregunta que voy a tomar….un zumo de piña le respondo, y me lo pone de naranja, hace tiempo que no tengo de piña, aquí solo lo piden de naranja…primera cosa que aprendo, a los cadalseños no les gusta el zumo de piña.
Minutos después paso a la acción y cámara en mano comienzo a disparar aquí y allá, y segunda cosa que aprendo….a algunos cadalseños no les gusta que le hagan fotos y yo educadamente enfoco hacia otros que no les importa.




Las partidas de cartas es el plato fuerte de la tarde, casi todas las mesas están ocupadas con los jugadores y algunos que simplemente miran, mientras en la barra otros deciden tomar un vino, y así entre foto y foto voy entrando en la vida y el ocio del hogar.




Por aquí han pasado muchos cadalseños, algunos ya no están, pero su recuerdo y su presencia sigue cada tarde aquí junto a sus amigos y paisanos.






A continuación paso al lugar de recreo de las mujeres, nunca he entendido porque las mujeres están en un lado y los hombres en otro, no dicen que todos somos iguales, pero alguna razón habrá y yo la respeto, aunque el día que a mi me toque estar aquí, no porque me apetezca como hoy sino por la edad, espero que ya estemos todos juntos, de lo contrario espero que las mujeres me dejen estar en su recinto aunque sólo sea algún ratito.





Sabes que hoy hay bingo? , y me dirijo a la primera planta donde se está jugando una partida de bingo con un cañón de esos que lo proyectan sobre una pantalla, curioso y ameno a la vez.




La mayoría son mujeres, sólo dos hombres juegan esta partida, espero al final para ver el resultado y la primera en cantar línea es Juli, más tarde el bingo es cantado por María Luisa y así entre bromas y fotos aprendo otra cosa sobre los hombres cadalseños, no les gusta jugar al bingo.




Aquí también se hacen otras cosas, una de ellas es practicar los bailes regionales dirigidos por María Antonia que hoy le ha tocado con las más pequeñas, y aprendo otra cosa, a los niños cadalseños no les gusta bailar sus bailes ya que todas son niñas, pero esto será una historia para otro día.



Al final hablo con Julián, presidente en la actualidad, y me comenta que hay unos 180 socios entre mujeres y hombres, que como puedo comprobar actúan con esa tolerancia que siempre ha caracterizado a los cadalseños.




El hogar del jubilado fue inaugurado el 16 de diciembre de 1991 por Joaquín Leguina presidente de la Comunidad de Madrid, siendo alcalde de Cadalso Antonio Sivert, y desde entonces funciona para bien de todos los cadalseños de edad que cada día frecuentan este lugar para encontrarse con sus amigos, tomar algo, jugar a las cartas, al bingo o simplemente pasar un rato fuera de la rutina de casa.
A todos y todas los que visitáis este hogar os deseo lo mejor y larga vida para seguir disfrutando, y a los que ya no están valga este recuerdo para que sepan que no les olvidamos y que estén donde estén siempre estarán en nuestro recuerdo y en el de su pueblo Cadalso.

Cadalso, 30 de marzo de 2010

Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Sus miradas son como una mezcla de nostalgia y de la ilusión hipotética por "volver a empezar".
Es hermoso todo lo que haces con el numerador del cariño y el denominador común de Cadalso, en su más amplio sentido.
Miguel Moreno

Anónimo dijo...

Que bonito tener en el pueblo un lugar donde reunirse con personas de una misma edad,se recuerdan pasajes vividos,que te hacen sentir aquella juventud de nuevo.Yo siempre que voy al pueblo y me encuentro con las amigas,siento una alegria inmensa,Pedro como siempre te digo gracias,muchas gracias por estos ratos tan buenos que me haces pasar un abrazo Juany desde Alicante

Karras dijo...

Jobar que guapa esta mi madre y no creo que hayas usado photoshop ya verás cuando se lo enseñe hay que ver que bien se lo pasan y lo que los hijos nos alegramos de ello. Gracias por el reportaje Pedro y un abrazo

Pedro Alfonso dijo...

Nada de photoshop que las cadalseñas son bien guapas y no necesitan ningún arreglo.

Un abrazo
ZC