Monton de trigo

Hayedo de Montejo

viernes, 14 de octubre de 2011

Rostros cadalseños en la Corredera


Son cuatro y cuatro son sus bastones, son cuatro personajes y cuatro vidas de cuatro barrios antiguos y castizos de Cadalso, son cuatro los rostros que esta vez asoman al Zorro Corredero.

Gabriel, vecino del Piquillo


 Cada día se les puede ver sentados en los bancos de la Corredera, buscan la sombra en verano y el calor del sol en invierno, hablan, ríen y comentan la vida de antes y la de ahora, tan parecida y tan diferente.

      Emiliano, vecino de la Plazolilla de Abajo.


Son cadalseños que viven hoy con los recuerdos de ayer, que se sienten felices y siempre están dispuestos a dejarse llevar por la charla y los momentos apacibles y serenos que su edad les proporciona.

Antonino, vecino de San Antón

 Dejarse atrapar por sus historias y anécdotas nos puede proporcionar auténticos estados de felicidad y dicha, porque junto a ellos es posible vivir otra vida y otras costumbres, que con poco que lo intentes te proporcionarán gratuitamente ante cualquier pregunta o interés.


Antonio, vecino de la Corredera


Vivir su vida es sentirte más cadalseño y humano, es dejarse llevar por los recuerdos de otros tiempos , y todo esto hace que, al menos en mi caso, te sientas mejor y más integrado en ellos y en Cadalso.

Gracias por dejarme ser parte de vosotros.



Zorro Corredero

Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Pedro: Como pasa el tiempo, he tenido que recurrir a reportajes anteriores para averiguar quien era alguno de ellos, y claro que los conozco, con todos he tenido mucho trato, parece que fue ayer y son CINCUENTA años los que falto de mi querido PUEBLO, desde 1960 que me fui a la mili y desde entonces he ido de pasada y no es como estar allí conviviendo con ellos y como a mí que hubiera gustado. Una vez más te doy las gracias, Pedro, por tenernos informados de las personas y acontecimientos, sobre todo de la Plaza de mi nacimiento LA CORREDERA. Desde la tierra de la (orxata) horchata, EMILIO.

Anónimo dijo...

Buenas personas estos que hoy se asoman a los rostros cadalseños del Zorro.

Un saludo a todos los cadalseños,

Pedro Alfonso dijo...

Emi, no importa el tiempo que pases en un lugar, lo importante es llevar siempre ese lugar cerca de ti y de tu corazón. Yo que te conozco bien, siempre he sabido que Cadalso, tu pueblo, forma parte importante en tu vida y se nota con solo escucharte, aunque como ahora sea con un mensaje.

Un beso.
Pedro

Anónimo dijo...

K guapo esta mi tío antonino y los demas

David Jiménez Martin

Anónimo dijo...

Bonita foto,buena gente

Jose Maria Moreno Gonzalez

Anónimo dijo...

Sólo tú haces que la gente viva, sólo tú sabes emocionar, sólo tú amas lo cadalseño, sólo tú. Gracias Pedro

Inés

Anónimo dijo...

Que emoción,volver a ver en esta foto a mi padre,tan lleno de vida,es bonito y tierno por tu parte compartir con nosotros,sus familias estos bonitos recuerdos.
Gracias

Anónimo dijo...

Nuestra juventud

Ana Diaz

Anónimo dijo...

Muy buenas personas mis paisanos ..

Carmen Frontelo Morales

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

LOS BANCOS DE LA PLAZUELA

En estos bancos sentados
las garrotas y muletas,
arqueadas piernas quietas,
y semblantes arrugados.
Se recuerdan los pasados
de niño lugar plagado
y de risas anegado,
y este mutismo sin prisas
de desdentadas sonrisas
me deja muy apenado.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho




Saturnino Caraballo Díaz dijo...

ESTA ES MI CALLE
"Yo aprendí en el hogar en que se funda".
José María Gabriel y Galán

Esta es mi calle, aquí vedla plasmada,
donde viví la infancia de mi vida
originario punto de partida
de expedición de lucha y de cruzada.

Imaginadla envuelta en llamarada,
de alegría de niños encendida,
con silla de espadaña adormecida
en la acera en la noche sosegada.

Enfrente de mi casa los terneros
de Luis y Nieves en corral de vacas
el grano y paja sito en los graneros.

del carro de varales las estacas,
donde Isabel la leche de cabreros
y los padres de Aurelia en las hamacas.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho