San Antón

Abedular de Canencia

lunes, 3 de febrero de 2014

Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama. Lagunas de Peñalara ( I )

       

        Travesía por las lagunas glaciares del Macizo de Peñalara.


    La cumbre de Peñalara con el refugio Zabala en el círculo.

A primeros de este mes de enero la nieve escaseaba en Guadarrama, un día de primeros de este mes decidí realizar la travesía que desde el pto. de Cotos recorre las lagunas del recién estrenado Parque Nacional del Guadarrama.


 

Para realizar esta travesía comienzo por la ancha pista que te lleva hasta la cumbre de Dos Hermanas, pero al llegar a la altura del Zabala, abandona la pista y me dirijo a media ladera hasta el desde aquí visible refugio.


    Las cumbres de Cabezas de Hierro

    Refugio de Zabala, creado en otoño de 1927 en memoria de José Fernández Zabala, alpinista y socio           fundador de la Real Sociedad Española de Alpinismo Peñalara.     

 

Hasta el refugio apenas encuentro nieve, algo raro para la época en que estamos, pero es lo que hay. Un par de fotos con el disparador automático, no hay ni un alma por estos lugares, también he de decir que hoy es jueves y como voy solo pues no me queda otro remedio que correr antes de que el disparador automático haga click. 



Sólo un enorme ratón que entra y sale del refugio es mi compañero en este inmenso y agreste paraje de nuestra sierra de Guadarrama. Intento pillarle con la cámara pero el muy cabrón se las sabe todas y siempre consigue desaparecer en el momento del disparo. Al final esta es la imagen desde dentro del refugio pero sin ratón. Lo que si se observa es el camino que hasta aquí llega una vez que abandonamos la senda que nos conduce a Peñalara por Dos Hermanas.




La laguna Grande o de Peñalara se ve nada más comenzar el descenso desde el refugio. Esta laguna era en el pasado lugar de competiciones de natación y de todo tipo de atropellos por los que hasta aquí llegábamos, aunque he de decir que más por unos que por otros. Hoy esta laguna está protegida y desde hace algunos años la rodea un cable donde se puede leer "Prohibido el paso", con esto se intenta proteger tanto al agua y su fauna así como el entorno que la rodea.   




En el descenso puedo ver las cornisas que siempre se forman en lo más alto de lo que un día constituyó el circo glaciar que aquí existió y del que quedó el testigo en forma de laguna. Al llegar a la laguna la bordeo por la derecha para enlazar con el camino que hasta aquí llega desde Cotos y que arranca en el mirador de la Gitana. Este camino de fácil y sencillo acceso, hoy acondicionado quizás excesivamente, está la mayor parte del año masificado por los muchos que suben hasta la laguna.




Como se puede observar en la foto, el buen tiempo reinante durante los primeros días de enero, ha conseguido que el hielo que cubría toda la laguna haya desaparecido en parte, pero no por ello deja de tener una gran belleza. Antes, cuando todavía no estaba protegida, se pasaba por encima de ella, el hielo y la nieva caída hacia que desapareciera durante la mayor parte del invierno.



    Laguna de Peñalara


Una vez en la laguna de Peñalara se desciende un poco para coger el camino que nos lleva hasta la de los Pájaros, pero aunque más penoso y cansado, hoy como dicen en Gredos, he decidido trochar y aunque para ello tengo que hacer un pequeño gran esfuerzo, me compensa porque iré solo hasta enlazar con el camino de la laguna de los Pájaros, decisión tonta que me cuesta un riñón superar y más cuando desde arriba observo que nadie camina por el sendero de la laguna de los Pájaros.



   
En mi última mirada antes del descenso hacia el camino, observo a tres montañeros que a la derecha de las cornisas y por huella ya abierta, ascienden camino de la cumbre del Peñalara. Esta imagen es para mi muchísimo más pequeña que la aquí expuesta, todo gracias al zoom que me acerca hasta casi poder hablarles. Pero la realidad es otra y muy diferente en la inmensidad de estas montañas, abajo tenéis la prueba y como se ven realmente a estos montañeros con la visión normal. La flecha apunta hacia unos pequeños puntitos, ampliad la foto y los veréis. 




Qué inmensas son las montañas y que pequeños parecemos ante ellas, en esto se basa la grandiosidad del montañismo-alpinismo, en que unos pequeños seres sean capaces con su esfuerzo y su técnica de superar estas barreras naturales y de tal magnitud que los seres humanos somos en su interior esos pequeños y diminutos puntitos.

Enlace: Laguna de Claveles y de Los Pájaros


Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Una maravilla.Paquitopirata

Anónimo dijo...

Pues si hay poco nieve, me imaginaba que ahora estaba todo nevado.

Anónimo dijo...

Que bonito Pedro, ahora está a tope de nieve, estuve el sábado en el Montón de Trigo desde Cercedilla y habia nieve hasta las rodillas.
Vidal

Pedro Alfonso dijo...

Si que es una maravilla Sierra del Guadarrama, aunque lo raro ha sido la poca nieve que tenía para ser enero. Esta pasada semana ha nevado bastante y ahora mismo está con casi un metro en algunos sitios, lo normal vamos.

Un saludo
Pedro

Jose Antonio dijo...

¡Qué gozada!

Pedro Alfonso dijo...

Si te apetece la próxima te aviso y me acompañas en una nueva gozada.
Con lo bien que escribes y lo parco que eres en los mensajes.

Un saludo.