Vendimias

Vendimias
Vendimiando el tempranillo en el Boquerón

Cadalso

Cadalso
Cuando Cadalso se viste de otoño. Realmente impresionante.

viernes, 21 de septiembre de 2018

Crónica Fotográfica del Dia del Cristo 2018 en Cadalso de los Vidrios. Procesión del Cristo del Humilladero.



Procesión del Cristo del Humilladero 
Cadalso de los Vidrios


Es 14 septiembre de 2018, hoy es el día del Cristo, la fiesta más importante de Cadalso y el momento más importante de todos los cadalseños y cadalseñas que una vez más se sienten atraídos por sus fiestas y por ese Cristo que abraza a todos desde siempre.


Dedicado a Mila que amaba la Fiestas del Cristo y era gran devota del Santísimo Cristo del Humilladero



Tu puerta permaneció cerrada durante la Procesión, pero tu imagen y recuerdo siempre estuvo en los corazones de todos nosotros. 



La iglesia se va llenando, hay que coger sitio, luego sino tendrás que estar de pie y cansa, así que lo mejor es madrugar un poquito y tomar asiento para ver todo perfectamente y para sentir mucho más cerca el calor de ese Cristo al que todos queremos y al que siempre nos hemos dirigido y apoyado cuando lo hemos necesitado. Es nuestro Cristo, el Cristo de los cadalseños y cadalseñas de ayer y de hoy, y también lo será de esos niños cadalseños que son el futuro de nuestro pueblo.




Todo está a punto de comenzar, la misa nos ha concedido esos momentos de paz interior que siempre necesitamos y tanto bien no proporciona, es la hora de la Procesión del Cristo, el momento más esperado del año, la banda está preparada, todo el mundo espera la aparición del Cristo, y es en este momento cargado de fe, de amor y de cadalseñismo cuando el Cristo aparece y suena el himno nacional, entonces sentimos las emociones, los recuerdos, el sentimiento de se cadalseño y la pasión por volver a vivir un año más nuestras fiestas del Cristo del Humilladero.



La calles van viendo pasar la procesión, la banda lanza al viento notas de amor que se mezclan con el alboroto popular, a veces algo exagerado, pero casi imposible de eliminar. Son momentos difíciles de explicar, no sé, tal vez hay que ser de aquí pera sentirlo, pero lo cierto es que uno está como ensimismado con todo lo que acontece durante el recorrido de la Procesión del Cristo por las calles de Cadalso.


Las mises, la banda, las autoridades, el pueblo y todos aquellos que durante estos días nos visitan, caminamos alegres, no todo lo silenciosos que debiera ser, pero es la alegría desbordante, el recuerdo emocionado de algún familiar o amigo que ya no está, el encuentro con ese paisano que no vemos desde hace tiempo, porque hoy es el día que mas cadalseños y cadalseñas vienen para encontrase con su Cristo y con su gente. Es una sensación de cercanía con todos que no se repite en todo el año, es un acercamiento a nuestro Patrón que hoy es más vivo que nunca y es una forma de arropar al Cristo y a la vez a nosotros mismos como nunca lo hacemos durante el resto del año.







Impresionante la imagen del Cristo del Humilladero a su paso por las calles de Cadalso. Acogedor momento el que nos proporciona ese Cristo que mira por nosotros durante todo el año, pero que a veces nosotros dejamos de sentir su presencia a pesar de tenerle ahí mismo. Todos los días deberían ser el DÍA DEL CRISTO, estoy seguro que de esta manera seríamos mucho mejor personas, más cercanos a los problemas de los demás, más unidos en todo lo que nos acontece, bueno y malo, sencillamente más humanos


Atrás quedan las Casas Nuevas, la procesión entra en la calle Real donde los balcones se engalanan con banderas, mantones e imágenes del Cristo, todos viven el momento, unos a pie siguiendo la procesión y otros desde los balcones, es la imagen de toda la vida, sólo cambian las personas






Calle Real Abajo la procesión se ensancha, perece que se avance más, ya se ve la casa Consistorial del pueblo situada en la Plaza, lugar de encuentro en otros tiempos y en otras fiestas, hoy todo o casi todo ha cambiado y ya no disfrutamos de aquellas pólvoras de árboles pirotécnicos que durante años, tal vez siglos, aquí se celebraban, tampoco hoy la procesión atraviesa la Plaza camino de la Corredera como antes lo hacía para por la estrecha calle de la Sangre y la Plazolilla volver de nuevo a coger la calle Real. Yo debo ser un nostálgico, pero a mi siempre me gustó este recorrido y me gustaría que hoy se volviera a recuperar. Alguna vez lo he comentado y me dicen que la carroza no pasa por la antes mencionada calle de la Sangre. 







Muchos son los cadalseños y cadalseñas que acompañan al Cristo, aquí no están todos pero si una buena representación de personas de todas las edades y condiciones, porque si algo tienen nuestras fiestas y nuestro Cristo es ese nexo de unión que con toda seguridad nos atrapa cada año por estas fechas, influyendo en nuestras forma de ser y ayudándonos a ser mejores personas y cadalseños, aunque debería ser así todos los días del año.


Nos acercamos al Hornabajo para tomar la Ronda de Madrid y subir por lo poco que queda de aquel terrible "Testero" hoy muy humanizado pero que cuesta subir y donde hay que empujar la carroza. La calle de Iglesia ahora está triste, hace años que el Cristo dejó de pasar, cosa que ni la misma calle entiende. 






La procesión del Cristo de Cadalso contiene muchos secretos, de esos que anidan en el corazón de las personas con sigilo, son secretos que siempre desprenden recuerdos y pasiones, que unas veces vienen cargados de fe, otras de costumbre y no pocas de misterio, esos que llevamos dentro y que nunca dejamos que los demás conozcan. En realidad la procesión es un acto de fe, de amor, de costumbre, de tradición y en no pocas ocasiones de continuidad, si lo he oído muchas veces y vosotros seguro que también, son voces y sentimientos que nos dicen lo que debemos hacer y que casi siempre vienen dados por el recuerdo de algún familiar. Es una especie de llamada de los nuestros que ya no están y que nos invitan a seguir su tradición, unos asistiendo a la misa de diez como lo hacía su padre, otros intentando llevar al Cristo, otros pujando por los brazos, tocando en la banda, andando descalzos o asistiendo a la misa y la procesión porque son de la Cofradía del Cristo del Humilladero desde aquel lejano día en que sus padres le inscribieron. 



 




La sonrisa de las jóvenes mises me han vuelto a acompañar un año más, he sentido las notas preciosas que han salido de los instrumentos musicales de la Unión Musical de Cadalso y que un año más se han vuelto a perder en el cielo azul del septiembre cadalseño. He estado acompañado por mis paisanos, gente sencilla y acogedora, he notado la presencia de los seres queridos que ya no están entre nosotros pero que con toda seguridad hoy también están celebrando el Cristo en el Cadalso de Arriba, he notado la cercanía del Cristo del Humilladero dentro de mi, me ha emocionado, he llorado , he recodado, he sentido, he vivido y he reído, que más puedo pedir, sólo una cosa, que el próximo año 2019 vuelva a estar entre vosotros y con nuestro Cristo en las fiestas de CADALSO y en la procesión del  CRISTO DEL HUMILLADERO





Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso



13 comentarios:

Anónimo dijo...

Bonita procesión Pedro y pobre MILÁ

Maria Antonia Hernández

Anónimo dijo...

Vivía las fiestas con ilusión

Maria Antonia Hernández

Anónimo dijo...

Maravilloso reportaje de un día entrañable, con la procesión del Santísimo Cristo del Humilladero, que guardare con cariño

Gloria Alvarez

Miguel Moreno González dijo...

Excelente y sentida exposición de un cadalseño de bien. Gracias Pedro y mucha salud para todos los cadalseños.

Jesús López Moreno dijo...

Magnífico reportaje, totalmente de acuerdo con lo escrito. Todos los cadalseños y cadalseñas le tenemos un gran respeto, cariño sentimiento y devoción .
Yo conozco a gente que, aún no creyendo en Dios, van a la procesión, salen a la puerta de su casas, se ponen en las esquinas de las calles, salen a la puerta del bar para ver pasar al patrón de nuestro pueblo.
También he visto, mejor dicho, he oído a gente detrás de las persianas y cortinas de los balcones o ventanas de sus casas llorar al ver pasar al Santísimo Cristo del Humilladero.

Anónimo dijo...

Muy bonita la crónica que has hecho. Los que no hemos podido estar, con esto esto que nos has narrado, podemos estar satisfechos.
Un fuerte abrazo, Pedro, y que sigas muchos años haciéndolo.

Emilio López García

Anónimo dijo...

Precioso lo que escribes se te pone un nudo en la garganta que no veas


Conchi Moreno Rodriguez

J. Zurinaga dijo...

Totalmente de acuerdo contigo Pedro, yo recuerdo aquellas procesiones que has relatado con mucho cariño y respeto, creo que sí pudiera ver las de ahora sentiría añoranza de las de antes.

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

CORUCHO NAZARENO
Oración

Postrado ante ti de hinojos
siendo esqueje de tu tallo,
ni te oculto ni te callo
que aguados tengo los ojos.
Mis pecados no son flojos,
mas tú, que nos amas tanto,
con los pliegues de tu manto,
dosel sobre Cenicientos,
aleja padecimientos
enjugándonos el llanto.


HAZME EL CAMINO SOMERO

Hazme el camino somero
dame un poco más de tregua
y andar una nueva legua
y descanso en el estero.
Préstame tu embarcadero
y el remo de una chalupa
y de un caballo la grupa
y no seas tan severo,
Señor:dame un asidero
y no me mires con lupa.

OLIVOS MIRANDO AL CIELO

Olivos mirando al cielo
lo contemplan y extasían
y es porque desearían
ser trasplante de aquel suelo.
Ser olivos del consuelo
de Cristo, y secar su llanto
en la noche del espanto
lúgubre en Getsemaní,
de aquel cielo carmesí
sangriento de su quebranto.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Anónimo dijo...

Precioso Pedro Alfonso, como buen Cadalseño como sabes espesar lo q sentimos, gracias sabes mostrar nuestra nostalgia

Eulalia Alvarez Navarro

Pedro Alfonso dijo...

Es tan fácil y a la vez gratificante realizar cada año este post sobre la Procesión del Cristo del Humilladero que yo apenas me merezco calificativo alguno, Él es el único protagonista, nosotros sólo le acompañamos y lo vivimos a nuestra manera, cada uno diferente, esta es la mía.

De todas maneras, muchas gracias.

Un abrazo a todos y todas.

Anónimo dijo...

Preciosa procesión y se te pone un nudo en la garganta con las cosas que dices

Conchi Moreno Rodriguez

Anónimo dijo...

Precioso

Ana Diaz