San Antón

Abedular de Canencia

martes, 25 de marzo de 2014

De Cadalso a Piedra Escrita de Cenicientos

 



Cadalso, sábado 22 de marzo, la lluvia arrecia a primeras horas de la mañana, hoy la AACSCV tiene previsto realizar una marcha-visita desde Cadalso hasta la histórica y enigmática Piedra Escrita, situada en el término de Cenicientos.




Unos partieron desde Cadalso a los ocho de la mañana y los más vagos, entre los que hoy me encuentro, hemos salido de la gasolinera a las diez, dos horas más tarde, y no porque vayamos más deprisa, sino porque vamos en coche, casi na.

Tanto los caminantes como los mecanizados, habíamos quedado en el cruce de la carretera que une Cenicientos y Almorox, y al que desde Cadalso se llega por el Pilar y Puente Jabonera.




Desde este cruce tomamos dirección Cenicientos, y a pocos metros un camino ancho que sale a la izquierda nos llevará en no más de media hora hasta el lugar conocido desde hace siglos como Piedra Escrita.

La Primavera acaba de comenzar, la lluvia de esta mañana ha dado paso a un intermitente sol que aparece entre las nubes y colorea un paisaje de enorme belleza, la naturaleza siempre resulta bella, sólo es cuestión de sentirla, y esta vez tengo la sensación de que todos los participantes estamos en esta línea.




El musgo nos ofrece su mejor color, los prados verdean con el sol y la lluvia recogida, los caminantes respiran el aire puro y se empapan del ambiente que hoy nos está proporcionando este lugar.

Pronto llegaremos a la Piedra Escrita, para unos será la primera vez y para otros una más, pero tanto para los primeros como los que ya conocen la Piedra, es un momento mágico que a pesar de la veces que se haya visitado, siempre te llena, te fascina y ta hace pensar en su pasado, en su historia y en las gentes que vivieron y sintieron este espacio tan lleno de vida, a pesar de los siglos pasados.  




El grupo avanza camino de lo enigmático, de los desconocido y de la historia, una historia llena de cultura que ha permanecido aquí desde época romana y que a través de los siglos ha servido para muchas cosas, pero hay una que me sigue impactando, es la de unir a personas. Hoy como hace tantos siglos, este lugar, esta piedra, ha vuelto a servir para unir a un grupo de personas 



    Piedra punky.  



Son personas de distinta ideología, de distintos pensamientos religiosos, de distintos pueblos y hasta épocas pero unidos en un mismo fin, pasarlo bien , disfrutar de la naturaleza y sentir la historia de Piedra Escrita.

Al llegar a una extraña piedra con dos agujeros y que parece indicar que aquí comienza la entrada al espacio que delimitaba la Piedra Escrita y su entorno, nos paramos y Javier, excelente historiador y comunicador nos describe el lugar, nos introduce sabiamente en la historia, nos atrapa con la leyenda y nos prepara para el momento de ver la Piedra Escrita romana de Cenicientos.





Y por fin tras unos pasos llegamos a nuestro destino final, un espacio abierto, natural y testimonial de lo que aquí sucedió hace muchos siglos. Hoy los caballos siguen paciendo como entonces, la mirada del sol sigue siendo la misma y el símbolo de la Piedra Escrita parece hacernos sentir lo mismo que en aquella lejana época romana sintieron los que aquí se reunían para dar gracias y para hermanarse.




Junto a la Piedra, el sol calienta, las nubes juegan en el cielo y nos regala esta bella estampa, es la magia del lugar, es la esencia de la vida y de saber disfrutarla, es tantas cosas que podemos encontrara en lo diario, en lo sencillo, en lo nuestro, que nos saca de la rutina y nos enfrenta a la vida y al disfrute de los que tenemos al lado.





Ahora es el momento de la historia, http://zorrocorredero.blogspot.com.es/2013/08/piedra-escrita-de-cenicientos.html de conocer su origen, de saber por qué y desde cuanto está ahí, y para eso nada mejor que Javier, ese enorme comunicador y desde luego para mi mucho mejor persona, que nos va relatando cada grabado, cada letra de esta enorme Piedra. 





Y al final como queriendo ser una parte más de la Piedra Escrita y de su pasado histórico, la imagen aparece arriba, es un momento fascinante y seductor en el que también el sol quiere participar con sus rayos en este momento sencillo y vulgar para muchos pero lleno de fantasías para los que hasta aquí hemos llegado.





El entorno de la Piedra está llenos de historias y leyendas del pasado, como este "cristo" para sacar agua del pozo y regar, pero también está plagado de momentos de hoy reflejados en esos huertos http://zorrocorredero.blogspot.com.es/2013/10/el-huerto-de-piedra-escrita-en.html que ya se van preparando para la llegada de la siembra y que en verano darán sus frutos para deleite y pasión de unos hortelanos coruchos que desde hace siglos siguen cuidando de sus familiares huertos.




Y también el paisaje nos proporciona imágenes espectaculares, regalándonos auténticos cuadros en cualquier lugar de nuestro recorrido. Un charca, la peña de cenicientos que se deja abrazar por las nieblas primaverales y las nubes que confieren al cielo un aspecto de extraordinario color y fantasía. Que grande es todo cuando se quiere y aprecia.





La Peña ce Cenicientos, la Sierra cadalseña Lancharrasa y la Peña Muñana de Cadalso nos miran desde la lejanía, nos reconfortan en este momento de disfrute y nos animan a seguir viviendo y sintiendo este espacio de tanta belleza.




Un abrazo a todos los participantes, a los de Cadalso y a los de Escalona y muchas gracias a Javier, Richard, Canillo y José María, integrantes de la AACSCV por su buen hacer y por darnos la oportunidad de sentir la amistad y la cercanía que tanto puede ayudar en el día a día a las personas.











Zorro Corredero
Fotos: Archivo fotográfico Pedro Alfonso

11 comentarios:

Miguel Moreno González dijo...

Precioso reportaje. Da gusto saborear estos pasajes y paisajes tan bellamente descritos.

Pedro Alfonso dijo...



Muchas gracias Miguel. Espero que la próxima salida tengas a bien acompañarnos.

Un abrazo
Pedro

Asociación Amigos Camino de Santiago en Cadalso de los Vidrios dijo...

Muy bueno Pedro, tus comentarios, tu prosa poética y tus imágenes. A lo mejor un poco excesivo en tus elogios pero te lo agradezco, más viniendo de una persona como tú que eres más que una enciclopedia completa. Gracias también a todos los participantes y al espíritu que todos dejasteis ver. Javier Perals.

Anónimo dijo...

¡Qué gran labor estáis haciendo desde la aacsc!, enhorabuena. Por lo que veo, tuvisteis suerte con el día porque cuando llegué a Cadalso, hacia las 10 am, diluviaba y me acordé de vosotros.
Pedrito, en tu linea, magistral en el texto y en los "retratos", un lujo.

Un abrazo. Balta

Felipe dijo...

Otra gran trocha a tu lado. Buen paseo. Gracias Pedro.

Anónimo dijo...


Como te lo pasas en Cadalso amigo Peter.

Un abrazo.
Antonio

Pedro Alfonso dijo...



Muchas gracias a todos por el ánimo que me dais con vuestros mensajes.

Un abrazo.
Pedro

Richard Pickers dijo...

Magnifico reportaje y un relato inolvidable.
Gracias a Pedro y Javier por compartir conocimientos sobre Piedra Escrita y por conocer las tumbas de los alrededores.
Un día estupendo.
Un abrazo,
Richard

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

LA PIEDRA ESCRITA

Vestigios son del tiempo y la memoria
del paso de unos hombres por la tierra,
mostrando el ataúd cuando se cierra
diciendo que la vida es provisoria.

Es figura pétrea en nuestra historia
que no se aturde, aflige ni se aterra,
y el misterio de roca inerte encierra
a esfinge de corucha ejecutoria.

Modelo de la mano y de la maza
de los viriles ancestros coruchos,
y el cincel que a esta tierra destaja

es mole semejante a esta raza
de viñedos y águilas y aguiluchos
donde el corucho se afana y trabaja.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

DORMIDO SE HALLABA CRISTO

Dormido se hallaba Cristo,
despistado San Esteban,
y a nuestra Virgen se llevan
de incógnito y de imprevisto.
Fue aquello visto y no visto
y Cenicientos se excita,
y buscándola se irrita,
mas les habló el niño Dios
y les dijo que ellos dos
se hallaban en Piedra Escrita.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

NOCTURNO EN LA PEÑA

En tu contemplación Peña infinita,
mecido por el pinar y su coro,
siento el resinar manantial sonoro
que en el silencio nocturno crepita.

Mi amante corazón sueña y palpita
cuando hilan tu cima las brisas de oro,
y las hadas culminando su exploro
vuelven a su hogar en la Piedra Escrita.

Arriba el sol naciente tornasola
apacible, sin explosionar de ola
extendiéndose abajo en la llanura

sobre el pueblo que ya poco madruga,
moviéndose con pasos de tortuga,
amorfo, y ya sin pulso y sin premura.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho