Monton de trigo

Hayedo de Montejo

viernes, 12 de mayo de 2017

Primavera en la Sierra de Guadarrama. Peñalara-Laguna de los Pájaros


La primavera en la Sierra de Guadarrama
De Cotos a la Laguna de los Pájaros

    Arroyo de la Laguna Grande de Peñalara 

La Sierra de Guadarrama constituye un enorme lugar para muchas cosas, y aunque el invierno es la época donde más se visita, no debemos perdernos la floral primavera con sus buenas temperaturas, los días largos y la vida natural que aprovechando el inminente calor, explora llenando los prados de flores y los arroyos de agua de la fusión de la nieve. Un simple paseo por cualquiera de las zonas de la sierra, nos puede proporcionar una gran satisfacción para nuestros sentidos. Hoy le ha tocado a la zona de Peñalara y la Laguna de los Pájaros, un fácil recorrido que en primavera nos aporta una visión de la vida natural del Guadarrama y una gratificante experiencia  para disfrutar de todo lo que a nuestro paso acontece.  



    Azafrán serrano ( Crocus carpetanus)

    Las Cinco Lagunillas


    Narciso de las nieves, florece de febrero a julio.

    Trepador azul 


    Narciso de roca ( Narcissus rupicola )

    El narciso de las nieves es muy abundante, frecuente en los cervunales, forma colonias una vez que     se retira la nieve.  


    Narcisos de las nieves 


    El deshielo  


    Azafrán serrano

    Nieve, agua y cielo azul, la belleza de Guadarrama 


    Aunque parezca mentira el azafrán se abre camino entre la nieve.

    Laguna de los Pájaros y risco de Claveles



    La Laguna de los Pájaros vista desde arriba. 

    Azafrán serrano, abundante en toda la sierra florece de febrero a junio


Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso


8 comentarios:

Anónimo dijo...

Preciosas fotos.

Inés

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

LOS ELEMENTOS Y LAS ESTACIONES

Sois elementos venidos del cielo
arrojados por las constelaciones,
anuncio de las cuatro estaciones
precursoras de alegría y de duelo.

En invierno, miedo al fatídico hielo,
ruina del campo que otorga sus dones,
donde se escuchan las lamentaciones
de los sembrados en su desconsuelo.

En primavera, estallido de vida,
todo es belleza y el huerto florece,
al trigal el viento áureo lo mece.

Aguardando a la siega en el verano,
con el otoño esperando en el vano
de la puerta y, una nueva partida.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

EL NIDO ENTRE LOS LILOS DE LA TERRAZA

En su exploración hallaron los lilos
el Dios de las aves guío a las torcaces
y a salvo las puso de otras rapaces
de garras corvas sañudos los filos.

Ramas trajeron hiladas en hilos
dejándose ver breves y fugaces
en sus picos minúsculos los haces
de un nido de amor hecho entre sigilos.

Empolló la hembra y alumbró a dos huevos
Teresa con granos la fue alimentado
los lilos suaves flores sin espinos

vieron el nacer de dos seres nuevos
los vieron crecer la pluma emplumando
y al fin supieron que eran palominos.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

LA NOCHE SE HA CERRADO

La noche se ha cerrado
y el quehacer dormido,
y cerrado el candado
y escucho tu latido.

Me tranquiliza amada,
tu respirar tranquilo
y tu quietud pausada,
que yo la enhebro e hilo.

Y ver con qué sosiego
las flores de tu frente
germinan con el riego
del agua de mi fuente.

Y ver que los rubores
hermosean tu cara,
y son madrugadores
y nada nos separa.

Y mientras tanto velo
tu reposado sueño,
lo amarro y lo encarcelo
y de él me siento dueño.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

YACIMIENTOS DE OLIVARES

Yacimientos de olivares,
de viñedos y de higueras,
y trillar en las praderas
en tardes crepusculares.
Y el humo de los hogares
aunando los pensamientos
que aromatizaban vientos
de águilas en peñascales,
vigilando los corrales
fue el alma de Cenicientos.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

LOS LILOS DE MI VENTANA

Los lilos de mi ventana
que ondean en la terraza,
su perfume me acoraza
y consuelan mi mañana.
En mi actividad humana
trabajando en mi taller
son el hoy y son el ayer,
los lilos de mi Teresa
que los riega entre la fresa
que me inunda su querer.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho

Anónimo dijo...

Que buenas fotos.

Mariano

Pedro Alfonso dijo...

Muchas gracias Mariano.

Un saludo