Raquetas

Raquetas
Esperando que la nieve vuelva, ya queda menos.

Majalcobo

Majalcobo
Pincha en la foto para ver la Ruta de las Cascadas de Majalcobo ( Casillas )

lunes, 31 de marzo de 2014

Recordando a nuestro Jesús de Medinaceli. La grandeza del hombre está en ser dueño de sí mismo y vivir en libertad.



        La grandeza del hombre está en ser dueño de sí mismo y vivir en libertad.
       Si solamente haces lo que te gusta o porque lo hacen los demás, no eres libre.
       Si claudicas ante la lucha y tienes miedo al esfuerzo, no eres libre.
       Si crees en Jesús y le sigues fielmente, entonces sí eres libre. 




Para creer de verdad, para ver a Cristo y optar por Él es preciso vaciarnos de nuestro orgullo, de nuestra autosuficiencia. 

El cristianismo parte de la fe o adhesión total a Jesús, pasa al corazón, pues exige amor a Cristo y a los hermanos, y se radica en la voluntad para pedir un esfuerzo constante a fin de vivir en cristiano y pasar por el mundo en función de testigos de fe. "Ser testigo es vivir de tal forma que nuestra vida no tenga sentido sin Dios". 




El hombre es un ser abierto al futuro. Un hombre sin esperanza es tan absurdo como un hombre sin inteligencia, porque la vida humana es sed, ansia, afán, deseo de un mañana... 
La grandeza del hombre está en ser dueño de sí mismo y vivir en libertad. 
Si claudicas ante la lucha y tienes miedo al esfuerzo, no eres libre.




Ser luz y ser maestro dice una referencia a nosotros: debemos dejarnos iluminar y debemos dejarnos enseñar para seguirle... Es muy triste la frase de que "la luz brilló en medio de los hombres y los hombres no la recibieron". 
Ser libres es ser capaces de dominarnos en lugar de decir sí a todo lo que nos apetece. 

Abusar de la libertad es perderla. "El que comete pecado es esclavo del pecado", y hay una larga lista de esclavitudes: del miedo, del dinero, del respeto humano, de la carne, de la moda, del tabaco, del alcohol, de la droga... 




Nuestros mayores repetían constantemente el nombre de Dios: en el saludo, en la despedida, en la mañana, en el atardecer.
¿Y nosotros? Si lleváramos a Dios en nuestras mentes y en nuestro corazón, luego lo llevaríamos a la vida, seríamos testigos suyos en una sociedad que quiere olvidarlo. 




Amar es una postura de donación, de entrega, de servicio. Amar no es dar, es darse. Es exigir que el punto de mira no sea siempre el yo, sino que también piense en el Tú, en él, en ellos. Que los otros tengan un puesto en tu corazón, en tu mente y hasta en la cartera de tu bolsillo.
Jesús nos dejó el amor como señal de los suyos: "En esto conocerán que sois mis discípulos: en que os amáis los unos a los otros...", y nos dejó el mandamiento de su amor en la despedida como "un mandamiento nuevo". 


Zorro Corredero
Fotos: Antonio

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Imágenes y momentos entrañables, ¿irrepetibles?, quien sabe, desde luego la situación actual es, cuando menos, lamentable y, sinceramente, no alcanzo a la razón de el porqué. Creo que meditar y razonar con tranquilidad puede arrojar luz al "problema". Ojalá.

¡Feliz y provechosa Semana Santa!.

Soplón

Miguel Moreno González dijo...

Bonito reportaje que espero se pueda ampliar durante esta Semana Santa.

Carlos A. González dijo...

Muy bueno Pedro , gracias por el apoyo que nos das.

Anónimo dijo...


Alguien sabe si este año se hace la procesion del Cristo de Medinaceli de Cadalso.

Mariano