Monton de trigo

Hayedo de Montejo

jueves, 5 de junio de 2014

Sotosalbos ( Segovia )


               Sotosalbos, descubriendo el románico y la amistad.




Sotosalbos es un pequeño municipio de la provincia de Segovia con apenas unos 130 habitantes. Al entrar en el pueblo se respira tranquilidad, y nuestra vista sirve para captar una encantadora rusticidad que nos engancha irremediablemente.

Casas de piedra bien conservadas, la mayoría restauradas con buen gusto, calles casi desiertas y un halo de encantamiento parece recorrer este pueblo casi olvidado en otro tiempo.





Detalles de otra época se pueden ver todavía en algunas puertas, son recuerdos que denotan un pasado apacible y rural que a pesar del progreso Sotosalbos ha sabido conservar. Ocho casas rurales atienden al turista que se deja caer por estas tierras castellanas a la vera de la Sierra del Guadarrama.  





No pueden faltar la ventanas de piedra y forja y esos tejados a la segoviana con las tejas hacia arriba y que tanto nos extrañan a los que hemos vivido en otros zonas y siempre vimos las tejas hacia abajo.

El nombre se Sotosalbos siempre ha estado unido a escritor del siglo XIII, Juan Ruiz, Arcipreste de Hita, el cual menciona a Sotosalbos en el Libro del Buen Amor y el encuentro que tuvo con La Chata, una serrana de la zona, en el cercano puerto de Malangosto. También en los últimos siglos, me refiero el XX y XXI, este pueblo de gentes castellanas ha sido el elegido para descanso y relax de un cadalseño que no sólo ha logrado integrarse en el pueblo y su gente, sino que también de alguna manera ha sido capaz de que todos los cadalseños, o por lo menos muchos, en algún momento hayamos tenido la inquietud de conocer y sentir la vida y costumbres de Sotosalbos. Me estoy refiriendo al siempre cadalseño Tony Montón y sus blogs  http://sotosalbosvive.blogspot.com.es/   y el  http://www.tonymonton.net/






Pero si algo destaca en Sotosalbos por encima de todo es su impresionante iglesia románica de San Miguel Arcángel, construida con piedra caliza en el siglo XI. Una auténtica maravilla que nos deja casi atónitos con su espectacular belleza y de la que, al menos a mi, cuesta trabajo dejar de mirar.
El dorado que las piedras han adquirido con los siglos y la pureza artística del edificio son suficientes para admirar este monumento románico que se ha conservado casi intacto hasta nuestros días.




Construida en el siglo XI y con algunas añadiduras posteriores, destaca su galería porticada con cuatro arcos de medio punto y tres casi ojivales.



   Arcos de medio punto.     

Los capiteles, la cornisa y los canecillos contiene un mundo de figuras increíblemente conservadas, donde el artista cantero plasmó los principales temas de la vida. El hombre, Cristo, la belleza, el amor, la naturaleza y el misterio de la vida, quedan perfectamente reflejados en cada uno de los nueve capiteles que podemos observar.
 


    Arcos ligeramente ojivales. 

   Detalle de alguno de los capiteles.  


   Puerta con adornos en zig-zags y canecillos.


En el centro podemos encontrar la puerta de acceso a la galería porticada, con adornos en zig-zags y enfrentada a la puerta que nos introduce en la nave del templo.





Desde el interior del pórtico la visión nos produce una sensación de intimidad y paz interior, que por segundo nos transporta a épocas medievales, y no es de extrañar ya que esta pequeña población segoviana está considerada como una de las que mejor ha sabido conservar su pureza artística y su aire medieval.

 

 

A través de sus cuatro arcos de medio punto el paisaje nos sorprende con el tipismo de sus casas y la belleza de los parajes naturales que desde aquí podemos observar.
Pero traspasemos el umbral de esa puerta que nos lleva al interior del templo y disfrutemos de todo lo que nos proporciona esta iglesia románica de San Miguel Arcángel.






Sentado en uno de los bancos observo la nave principal, única en el templo, y mis ojos se van al ábside perteneciente a la fábrica primitiva. Unos frescos románicos adornan los muros de la cabecera, son sólo parte de lo que un día existió pero que sirve para hacernos una idea de la interesante muestra románica que debió decorar todo el ábside. Un ejemplar de buey alado es lo más visible y mejor conservado, le llaman buey de San Lucas.



   Detalle fresco románico Buey de San Lucas.

                    Virgen de la Sierra patrona de Sotosalbos, expuesta junto al altar y 
                    que procesiona el 8 de junio.



   Un coro elevado y una pila bautismal destacan el fondo de la iglesia, así como un bello retablo        barroco con imágenes de San Sebastián, San Antón y San Miguel.




Pero cuando parece que todo ha acabado nos descubren un lugar donde se expone todo un tesoro gracias a la buena labor de Don Pablo Sainz, párroco durante muchos años de Sotosalbos. Don Pablo hombre querido e ilustrado montó este museo con piezas que fue recuperando por toda la iglesia. Rescatadas del olvido y hoy en este pequeño museo, podemos ver tablas góticas, restos de retablos románicos, un Pantocrátor del siglo XII, un cristo del siglo XV de madera policromada, una cruz procesional realizada por el platero segoviano Oquendo en el siglo XVI, instrumentos musicales de procesiones, restos de forja pertenecientes a las antiguas ventanas, imágenes y otros elementos religiosos. Don Pablo falleció el jueves santo de 2012.

En la muerte de Don Pablo
http://www.tonymonton.net/2012/04/08/ha-muerto-un-cura-bueno/

   Vista del museo.



                        Virgen de la Sierra. Talla románica del Siglo XII.


En el interior de la iglesia parroquial existe una bella talla gótica del siglo XIII que vino del monasterio del mismo nombre y otra más moderna, que es la que permanece expuesta junto al altar mayor y es la que procesiona por las calles.
Por motivos de calendario, el día festivo se celebra el domingo más cercano a esa fecha. Después de la misa, es tradición que los vecinos porten en andas la imagen de la Virgen por las calles del municipio acompañados de música de dulzaina y tamboril. Ya en el pórtico, se subastan los palos o andas y los vecinos pujan por ellos, en ocasiones por promesas y otras como ofrenda y devoción. También se realiza la subasta, ya en el interior del templo, para subirla a su trono. 
La talla policromada de la Virgen de la Sierra muestra una manzana en su mano derecha, mientras sentado en su regazo y arropado por la mano izquierda está la figura de Jesús Niño. 

Muchas son las leyendas en torno a la aparición "milagrosa" de la talla en la iglesia de Sotosalbos, cuando, al desmantelar el monasterio de la Virgen de la Sierra en el término municipal de Collado Hermoso ambos municipios repartieron los bienes, quedando las campanas para Sotosalbos y la talla en el municipio citado.

Otra curiosidad: la Virgen de la Sierra es también patrona de la ciudad de Cabra (Córdoba).

Tony Montón

                   Santa María Magdalena. Talla románica del Siglo XII

                    San Sebastián. Talla románica del siglo XII

                       San Miguel Arcángel. talla barroca del siglo XVII. Patrón de Sotosalbos, su                                fiesta se celebra el  29 de septiembre.

                  Virgen de la Sierra. talla gótica del siglo XVII




Pero tras la visita a la iglesia magistralmente guiada por Tony Montón y por Cosuelo que nos abrió la iglesia para nosotros, la jornada continuó en los jardines del descubrimiento, no de Madrid, sino de Sotosalbos, y allí junto a unas cervezas y sus correspondientes aperitivos, charlamos de la vida y de nosotros.
Rodeados por la iglesia, los monumentos y las valiosas muestras de la trascendencia de este pueblo segoviano, Javier impuso la insignia de la AACSCV a Tony, cosa que agradeció y nosotros más. 
Más tarde la jornada continuó con otras visitas, con otras gentes y con otras historias, pero esta de Sotosalbos ya ha quedado grabada para siempre en mi memoria y en la de todos los que compartimos este día.



   Jardines del Descubrimiento en Sotosalbos, todo un lujo.


Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

2 comentarios:

tony monton dijo...

¡Cómo me ha gustado tu reportaje!

Describes "mi pueblo" y su iglesia con tanto ardor que me parece que lo hubieras vivido tanto como yo lo hago los fines de semana y fiestas de guardar.

Ya sabes que las puertas de Sotosalbos y nuestra casa siguen abiertas para cuando gustes, disfrutaremos de alrededores que no nos dio tiempo a conocer. A modo de anécdota. a escasos 15 kilómetros "pasta" una de las vacas de Carlos "el socorrista".

Te mostraré las ruinas del convento de Santa María de la Sierra y algunas cosas más que guardan los secretos de esa parte de la Vera de la Sierra.

Y gracias a vosotros por visitar una parte de mi vida.

Pedro Alfonso dijo...


Muchas gracias por todo Tony, espero volver pronto por esas tierras segovianos para que disfrutemos juntos de tanta historia y tanto arte.

Un abrazo.
Pedro