El Molinillo

El Molinillo
Ver desde dentro el problema y el abandono sería lo mejor que podría pasar para que la sensibilidad de todos se uniera y por una vez el sentido común sirviera para recuperar esta joya de nuestro pasado y nuestra cultura.

Vidrios de Cadalso

Vidrios de Cadalso
La producción de los hornos de Cadalso tiene éxito en origen por la simplicidad de la decoración y de las formas. Muchas de éstas son tradicionales, y fueron anteriormente usadas por la orfebrería. Más tarde durante los siglos XVI al XVII se ven influidas por las venecianas.......

martes, 31 de mayo de 2016

Niños cadalseños en su Primera Comunión.




Esta foto de mayo de 1941 nos muestra una imagen con un niño y una niña de comunión, la niña viste de blanco con un hermoso ramos de flores en una mano y en la otra un libro, pero lo curioso es el traje del niño que no es otro que una vestimenta falangista, muy normal por entonces, pero es que lo que hoy vemos de una manera en aquellos años recién terminada nuestra Guerra Civil, era otra muy distinta. Poco dinero y mucha miseria recorría los hogares cadalseños, tan poco que casi nadie hacia la comunión con el típico traje que estamos acostumbrados a ver, tampoco se celebraban esas comidas de ahora y de regalitos nada de nada.
Fueron años difíciles para todos, también para los niños, pero seguro que la ilusión de ese día no se perdió y aunque poco o nada había, algo mejor se comía para celebrarlo y algún regalito caía, aunque fuera insignificante.  
Los dos personajes son muy conocidos en Cadalso, seguro que ya sabéis quiénes son, pero por si acaso aquí van los nombre y también el recuerdo para ellos de todos los que formamos este pueblo, porque representan nuestro pasado y nos ayudan a conocer cómo era la vida de aquellos años y de dónde venimos.

María Abad Baquera y Paulino Baquera


Zorro Corredero
Archivo Fotográfico Pedro Alfonso
Foto cedida al archivo por Basi Martín

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Vaya foto, esto es el autentico Cadalso de antes.

Un recuerdo para ellos.
Mariano

Anónimo dijo...

Madre de Diosss

Pilar Calvo Villarín

Anónimo dijo...

Le echo tanto de menos!!!

Rosa Baquera

Pedro Alfonso dijo...

En la Corredera siempre hay un libro esperándole.

Saturnino Caraballo Díaz dijo...

EL DÍA DE LA CONFIRMACIÓN

Solemnidad de campanas
anunciaron al obispo,
por ser el pastor de Cristo
visitando a su rebaño.

Contentos como unas pascuas
andábamos los muchachos,
pues el cura habló de un acto
que elevaba a lo más alto.

Un esfuerzo hizo mi madre
comprándome unas sandalias
de cuero de las de entonces,
y hasta un pantalón de pana.

Al obispo bajo palio
en la iglesia introdujeron
autoridades locales
y de eminencia tratado.

Con la iglesia iluminada
como ascuas de luciérnagas,
brilló el frontis, brilló el coro,
brilló la mañana aquella.

Uno a uno desfilamos
ante aquel santo varón,
que nos habló y alentó
con una süave voz.

Rezos hubo y ceremonia,
y hubo cantos a los altos
designios que tiene el cielo
para sus hijos de abajo.

Nos dio la confirmación,
y que a día de hoy no sé
aquello en que consistió,
ni cual fue el proceso aquel.

Mas nunca se me olvidó
y siempre recordaré
las tazas de chocolate
dadas en tal ocasión.

Y el obispo nos bendijo
y vivas dimos nosotros,
muchachos de Cenicientos
al enviado del Señor.

Saturnino Caraballo Díaz
El Poeta Corucho