Raquetas

Raquetas
Esperando que la nieve vuelva, ya queda menos.

Majalcobo

Majalcobo
Pincha en la foto para ver la Ruta de las Cascadas de Majalcobo ( Casillas )

viernes, 29 de junio de 2012

El Tropezón, o la nostalgia de otro tiempo.



Cada día y cada vez que la Sangre es mi destino, una mirada es suficiente para traer a mi memoria tantos y tantos momentos de un lugar y unas gentes que siempre formaron parte de la vida y la existencia de muchos cadalseños-as. Me refiero a ese bar típico y arraigado que fue y sigue siendo en nuestro recuerdo el Tropezón. Antonio y Anita siempre atentos a esa caña bien tirada y al aperitivo en forma de corteza, pero no de una corteza cualquiera, estas han sido y son las mejores cortezas que jamás hemos comido, y digo son porque aún se pueden degustar adquiriéndolas en la tienda que Miguel y Ana tienen en la calle Real, 62.

En este pequeño rincón de Cadalso se han vivido muchas historias y momentos, se han degustado auténticos manjares gastronómicos, elaborados todos ellos de forma totalmente natural y con el cariño del que quiere agradar al cliente más que sacar un provecho. Sardinas “escabechás” , gambas al ajillo, bonito, callos y la tortilla de patata para terminar con la leche “helá” especialidad veraniega, son sólo algunos ejemplos de la variedad de platos locales del Tropezón. No recuerdo desde cuándo comenzó a funcionar el Tropezón, si recuerdo aquellas tardes de fútbol con partidillo con más de veinte jugadores por equipo y que siempre terminaban en el Tropezón por el pitido final o por la lluvia, bueno y a veces por algún lesionado.

Y quién no sé acuerda de aquella estufa con su leña al lado en medio del bar, que calentaba las tardes de partido en la tele, del servicio, pequeño pero hasta entrañable, de la partida, del enfrentamiento por el Real Madrid o por el Atléti, de las fotos de éste equipo familiar colgadas en la pared junto a las de las viejas glorias del Cadalso, de la terraza con esos dos morales centenarios, de aquel cartel con las letras de Cadalso de los Vidrios en madera que duró hasta casi los años noventa y que daba la bienvenida a los visitantes que llegaban por las carretera de Madrid y de tantas y tantas cosas, historias y personajes que a lo largo de la vida fueron pasando por nuestro querido y cercano Tropezón.

Hoy abandonado y sin vida el lugar, el Tropezón sigue vivo en el recuerdo y la memoria de muchos cadalseños-as que siempre hemos amado y disfrutado de este lugar como algo nuestro, del pueblo, de todos.
Un abrazo a todos los Sibert Maroto por su buena labor a través de los muchos años del Tropezón.

Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

jueves, 28 de junio de 2012

Los domingos de arroz amarillo

                               ARROZ AMARILLO (VIEJO CADALSO Y MADRID II)



Apreciado Pedro: Estoy justo en el Madrid de los Austrias, rodeado de sus calles estrechas y sus casas antiquísimas. Esta zona era siempre la más concurrida por la gente de los pueblos del suroeste de Madrid (como el nuestro) que venían a vender los productos de sus huertas o a hacer gestiones administrativas. Mi abuelo me traía muchas veces acompañándole. Yo era muy feliz a su lado, fue él quien me aficionó a los toros, me enseñó a desñetar durante las bochornosas tardes veraniegas –al tiempo que escuchaba las “Peticiones del Oyente” de Radio Peninsular- y a montar en la borrica. Cuando hacíamos noche en Madrid nos hospedábamos en la Posada de la Villa (hoy reconvertida en restaurante de lujo), la regentaba un paisano que con el paso de los años acabó viviendo en un piso junto a este Ministerio, que antes que nada fue Casa de la Villa, Cárcel de Corte, Palacio de la Audiencia y Ministerios de Ultramar y de Estado (un día te lo enseñaré, te gustará. Es memoria viva de Madrid). Sigo con mi paisano: Muchas mañanas me lo encontraba apoyado en el quicio de su portal. Antes de emprender su ruta se complacía en mirar, durante unos instantes, su calle, la calle Toledo. Yo intentaba que no me advirtiera. No soy muy amante de los saludos y cosas de ésas; reconozco que me gano a pulso y a puro huevo mi fama de raro. Sí, en cambio, me agrada observar a mis paisanos y revivirlos posteriormente en mi mente. Siempre que me encuentro con alguno procuro que no me vean, pero luego pienso en ellos: en su familia, en su casa, en el frío y el calor que habrán pasado en el pueblo, en si conozco a alguien de su entorno que sea conocido mío… Al final acabo embelleciendo nuestra historia en común.


El hombre que te comentaba de la Posada de la Villa se murió hace unos años dejándose llevar dulcemente, como si de un mal de amores se tratara. Hoy al distinguir su portal desde el autobús me acordé de él. No tenía ningún reparo en llamarme a voces si me descubría. Muchos años antes, mi abuelo me contó su triste historia de amor. Se enamoró perdidamente de mi tía, la hermana mayor de mi padre. Algo que no funcionó entre ellos emborronó sus enamorados y románticos poemas. Al cabo, ella se casó con una persona que la acompañaba por las noches mágicas cadalseñas y le mostraba el cielo lleno de luceros que iluminaban sus rostros. Él aprovechaba entonces para explicarle que las estrellas están hechas de partículas errantes que se funden como el amor.

Mi tía murió muy joven -como mi padre- y su primer enamorado nunca se casó, se quedó alimentando, ya para siempre, el encantador recuerdo de mi tía. El amor es eterno mientras dura y a él le duró toda su vida. Conmovido la componía poemas llenos de tristezas y de penas y la evocaba apoyado sobre la puerta de su casa en la calle Toledo. Esa calle fue una de las favoritas de Felipe II, le gustaba recorrerla cuando salía de farra y perderse por los antros que entonces albergaba esta rúa (nada nuevo, por otra parte, bajo el sol de los poderosos). Todo pasa y se olvida, pero parece que el amor de este hombre por mi tía permanece flotando por estas esquinas junto al ruido de los cascos de los caballos del Segundo Felipe Rey de España, al que llamaron "Prudente" y era tan Imperial que en sus dominios nunca se ponía el sol.


 Yo a veces busco, pausado y silencioso, aquel amor imperial perdido. Tanto lo busco que hay días que, sin que nadie se aperciba, me apoyo en el mismo quicio en el que él lo hacía. Y emocionado los recuerdo. Mi tía no tuvo hijos y yo era su sobrino favorito. Me quería sobrecogedoramente pero sin que nadie lo notara. Mi abuela sí, mi abuela averiguaba todo lo amoroso sobre mí porque albergábamos un común amor interior muy nuestro. Los domingos preciosos de mi infancia cadalseña Martina me invitaba a comer. Si te fijas con disimulo en el dedo corazón de mi mano derecha contemplarás un sello de oro. Me lo dejó ella cuando murió. Estaba depositado en su mesilla, en un sobre, dentro de su cajita original; sobre un papel pequeño y cuadriculado había escrito, escueto: "Para mi sobrino Miguel, para que recuerde los domingos de "arroz amarillo", así llamaba yo a las paellas que ella me preparaba con esmerado cariño. Después ya nunca más me llevó a esperar a los Reyes Magos a los “Cuatro Caminos” las tardes del cinco de enero, ni a pasear por la carretera de Rozas hasta "El Chorrillo" los atardeceres de verano. El desamparo se adueñó de aquellos parajes y de mi ilusión adolescente.

Algunas noches invernales me viene aquel aroma a carne frita que preparaba en las trébedes mi abuela bajo la chimenea de la cadalseña calle Carretas. Y en verano me inunda el olor a brea con la que mi abuelo y sus compañeros tapaban los baches de las carreteras. Pero el olor y el aroma que más recuerdo es el del amor que me tenían. Era un niño muy querido y todos se esforzaban por hacerme feliz. Acaso fuese porque fui el primer hijo, el primer nieto, el primer sobrino que llegaba con la penúltima esperanza… En aquella época exenta de bienes materiales mis allegados poseían muchas ganas de querer por el simple afán de sentir ese hermoso sentimiento. Aquella sensación de sentirse querido era maravillosa, por eso hoy sigue siendo para mí un espectáculo inolvidable, emocionante, infinito…

 El sol brilla sobre la terraza madrileña de enfrente, como la luna lo hace en el centro de mi ventana durante las noches de melancolía y luceros cadalseños. Mañana y pasado saldré de ruta. Será el momento para volver sobre estas cosas. Perdido entre la maraña de mis recuerdos, nadie sabrá lo que surca por mi mente mientras pedaleo con mis sentimientos. Soy así y quiero que sepas, Pedro, que me gustaría ser capaz, antes de que mis días se apaguen, de derramar mis granos de arroz amarillo por los lugares en que me sentí querido.



Miguel MORENO GONZÁLEZ

Exhibición de KSB Sport Madrid en Cadalso de los Vidrios (Madrid)


Exhibición de Minimotos el próximo Sábado 30 de Junio en la explanada de la Bodega Cooperativa de Cadalso, desde las 17:30 horas y hasta las 20:30horas.

Pilotos de 3 a 14 años de la escuela KSB de Madrid (www.ksbsport.es) nos deleitaran con sus tumbadas, grandes derrapes y buena conducción a lomos de esas motos minúsculas pero rápidas y precisas.

Invitamos a todos los cadalseños y amigos de nuestro club para que se acerquen y disfruten de los pilotajes de estos pequeños campeones.

Recordamos que es una exhibición de la escuela KSB pero si algún chaval cadalseño que tenga este tipo de minimotos y quiera participar, esta invitado a hacerlo siempre y cuando lleve la indumentaria correspondiente (casco, guantes y ropa adecuada para la conducción) y cumpla con las normas establecidas.

Un saludo y nos vemos este fin de semana motero en Cadalso.

Roberto García
Presidente Motoclub Soplones

miércoles, 27 de junio de 2012

El Macizo Central de Gredos desde el Cerro Casillas


El Macizo Central de Gredos con su famoso circo glaciar donde se encuentran las cumbres mas elevadas de la Cordillera Central, entre ellos el pico Almanzor máxima altitud con 2592 mts, es fácilmente observable en días claros desde las cumbres del Macizo Oriental. En la lejanía aparecen unas cumbres más nevadas que el resto de picos que desde aquí se pueden ver. Las primeras cumbres del Valle del Tiétar parecen ser la puerta de entrada a este grandioso macizo de grandes y famosos picos muy visitado por montañeros. La foto está tomada desde la misma cumbre del Cerro Casillas un claro día del mes de febrero. Las primeras cumbres, Cabezo Mijares, Miravalles y Cabeza Aguda, en primer plano,  pertenecen al Macizo Oriental de Gredos.

  Zorro Corredero
  Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

martes, 26 de junio de 2012

El Cañón del Colca. Perú ( II )


                         Yanque un pueblo del Colca




Iglesia de la Inmaculada Concepción de Yanque.


Desde Chivay, 3651 m.s.n.m., capital de la provincia de Caylloma la carretera nos conduce al bello pueblo de Yanque, es este un pueblo pequeño pero lleno de luz que nos recibe con las manos abiertas por sus habitantes que saben de la llegada y preparan un pequeño mercado y una representación de los bailes locales.




Aquí me siento totalmente integrado en la vida y las costumbres de estos habitantes del Cañón del Colca, las señoras intentan venderte todo lo que pueden y en algún caso hasta el propio traje que llevan puesto. Llenos de colores y de cultura me llama poderosamente la atención un traje, el cual observo con atención y ante este interés su propietaria me incita a su compra. No, no, no quiero comprarlo, pero ella me dice, cuanto? No lo quiero….de verdad, y me lanza un… 1600 soles, eso son unos 500 euros.

No lo compro pero si otras pequeñas compras que parecen dejarla más tranquila, aunque me sigue ofreciéndome su traje. La verdad es que era precioso pero que haría luego con él, además 500 euros era demasiado dinero que no compensaba mi deseo ni mi interés por este precioso traje peruano.



Nevado Hualca-Hualca

Yanque se encuentra a la izquierda del río Colca, a unos 10 km de Chivay, camino del famoso mirador de Chaclla a donde nos dirigimos para ver al cóndor. Son la siete de la mañana y la plaza está llena de gente que ataviados con coloridos trajes típicos bailan y bailan girando alrededor de la fuente mientras se escucha música andina por unos altavoces.




Niños con llamas, alpacas y señoras con grandes rapaces intentan sacar unos soles dejándose fotografiar junto a los turistas. Hoy no somos muchos y esto hace que el acercamiento sea más fácil y que se entable una conversación con alguno de los niños que me explican como cada día a esta hora salen a la plaza a esperar a los viajeros que ansiosos de sensaciones se fotografían aquí y allá con ellos. “Hoy me ha tocado a mi y otros niños, nos vamos alternando para no perder la escuela, cuando terminamos nos vamos a la escuela, nos da tiempo porque la gente pasa temprano camino del mirados de Chaclla”….me dice un pequeño con el que me fotografío previo pago de unos soles.




En el nevado Ampato, situado en el distrito de Cabanaconde, provincia de Caylloma, departamento de Arequipa. A partir del año 1990 en que el volcán Sabancaya comienza a erupcionar, por efecto de las elevadas temperaturas, el hielo del casquete glacial del Ampato que se ubica en la misma cadena andina, inicia su deshielo poniéndose al descubierto algunos indicios de restos arqueológicos incas. En l993, se dan las condiciones propicias para emprender una expedición dirigida por el arqueólogo norteamericano Dr. Johan Reinhard, profesor Honorario de la Universidad Católica de Santa María., encontrando a una altitud aproximada de 6,310 m.s.n.m. abundante ichu, trozos de madera, restos textiles, sogas y cerámica inca.




Asimismo se descubrieron otros restos arqueológicos y la existencia de una plataforma artificial, cuyas estructuras rudimentarias, hicieron presumir que se trataba de un Santuario Inca. En esta oportunidad los expedicionarios, constataron que un bulto (fardo) rodaba hacia el cráter; fue entonces que el Dr. Reinhard para ubicar el lugar exacto de la caída, hizo rodar una piedra envuelta en plástico, logrando ubicar el fardo que contenía a la momia a una profundidad de 60 mts. más o menos.

Se trataba del descubrimiento de la momia congelada mejor conservada y de otras dos similares que atrajeron la atención del mundo entero, el interés de connotados científicos, historiadores, arqueólogos, antropólogos y periodistas.



Juanita, conocida como la Dama de Ampato, fue una niña inca de entre 12 y 14 años, escogida especialmente para ser sacrificada y ofrecida al volcán Sabancaya, con el propósito de que las erupciones de este volcán cesen, ya que estaban afectando seriamente los cultivos y la ganadería.

Las pruebas de Carbono 14 sitúan la muerte de Juanita en 1466, durante el reinado del inca Pachacutec. Esta hermosa niña murió de un golpe en la sien derecha con una macana de granito de cinco puntas. Fue sedada con chicha añeja y acomodada por dos sacerdotes para recibir el golpe mortal. Una de las puntas penetró 6 cmdel parietal derecho, produciéndole la muerte instantánea.


Juanita fue encontrada junto a varios objetos como cerámicos y aríbalos, además de tres muñecas rituales o illias, incrustadas en la pared de la tumba: una illia de oro representaba al sol, y habría sido entregada a Juanita por el propio inca en la plaza principal de la ciudad imperial del Cusco, en la celebración de Capaccocha. Una illia de plata que representaba a la luna y la tierra, y una illia de spondylus, que es la más importante de las tres porque representaba a la misma Juanita.




Ella estaba vestida con un traje de fibra de alpaca, y cubierta por una manta doblada de dos metros cuadrados; lucía dos tupus o prendedores de plata para ajustar su vestido, una ñañaza o pañuelo de alpaca ceremonial utilizado solo por la clase social alta; un wato o cuerda de lana de alpaca, atributo utilizado por la nobleza inca, entre otros aditamentos.

Actualmente, Juanita se encuentra protegida por un sistema de tres cámaras que la mantienen en perfecto estado de conservación en el Museo Santuarios Andinos de la Universidad Católica Santa María de Arequipa.


El mercado de Yanque es un mundo de folklore y color con los nevados al fondo camino de la cruz del cóndor.





Nevado Sabancaya

Y si el buen tiempo te acompaña como fue en esta ocasión la vista del Nevado Ampato  ( 6.315 m.) del Volcán Sabancaya ( 5.976 m.) y del Nevado Hualca-Hualca ( 6.025 m.) te envolverán en un sueño de bellas cumbres andina llenas de historias y de misterios como el acaecido en el Ampato, donde apareció la momia llamada Juanita.



La iglesia de Yanque está dedicada a la Inmaculada Concepción, es una bella muestra del barroco mestizo y su construcción se remonta a 1690. Una cruz procesional en plata del siglo XVI, así como algunos retablos neoclásicos policromados son sus atractivos.




Situada en la plaza principal es un hervidero de gentes a todas horas que entran para rezar a sus santos. Las puertas siempre están abiertas y aunque fuera la vida y el folklore continúa, dentro se puede encontrar esa tranquilidad e intimidad que siempre tienen las iglesias de Perú.

Nevado Ampato.



Pero el camino continúa y debemos dejar atrás Yanque para llegar al mirador de Chaclla o Cruz del Cóndor.



Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso


lunes, 25 de junio de 2012

El buitre leonado en los cielos de Cadalso


A muy pocos kilómetros de Cadalso se encuentra la Reserva Natural del Valle de Iruelas declarado como Zona de Especial Protección de Aves (ZEPA), junto al embalse del Burguillo se encuentra este lugar de alto valor ecológico, donde los buitres leonados y negros anidan y se reproducen con total normalidad desde hace ya unas cuantas décadas. El lugar más fácil para observarlos es la cumbre de la Escusa lugar al que acuden al atardecer para beber y asearse en unas pequeñas fuentes que se extienden en el lugar conocido como las Praderas del Sol.

Allí el espectáculo es impresionante con multitud de buitres negros y leonados que sobrevuelan la zona y terminan por posarse para beber y algunas veces incluso para entablar alguna pelea entre ellos, y todo esto con la vista del Valle del Alberche ante nuestro ojos y Navaluenga en primer término.

Pero por proximidad, en Cadalso tenemos la gran suerte de ver volar muchas veces estas enormes rapaces por nuestros cielos en busca de comida o simplemente en vuelo de placer.

Este sobrevolaba las Mariscalas en el momento de la foto, dicen que incluso en las piedras de Lancharrasa anida alguno, pero yo nunca he visto su nido.

Zorro Corredero
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso


viernes, 22 de junio de 2012

3º Aniversario del Zorro Corredero



Un 10 de junio de 2009 comenzó la aventura del Zorro Corredero, una aventura totalmente diferente a las que hasta entonces había vivido. Hoy tres años después el Zorro Corredero está más convencido de que esta labor, a veces cansada y siempre reconocida por todos a los que el blog llega de alguna manera, ha sido una forma de sentirme felizmente atrapado y de recibir el cariño y la amistad de todos esos seguidores que con sus palabras por la calle, en los mensajes o simplemente con su anónima lectura, forman la vida y la esencia del fin de este blog, que no es otro que el de dar a conocer un pueblo sencillo y alegre en el que cada día me siento mejor y con el paso del tiempo más compenetrado.
Si en el 2º aniversario la foto estaba dedicada a los rincones de Cadalso, este 3º aniversario se lo quiero dedicar a todos esos personajes que a través de la vida del Zorro Corredero han ido emergiendo de las historias y los momentos del día a día.

Todos sois grandes protagonistas de este blog, todos formáis una familia unida por una misma causa, y a todos os quiero agradecer vuestra amabilidad y paciencia para soportarme durante todos esos momentos que me habéis dedicado.

Trasmitir mi más sincero reconocimiento a todos los que habéis participado en el Zorro Corredero, porque con vuestra desinteresada ayuda se ha conseguido que la historia, vida, costumbres y emociones no se hayan quedado en el olvido, para que hoy y siempre la gente encuentre un lugar donde sentirse reflejados y representados junto a este pueblo al que todos siempre llevamos lo más cerca de nuestros corazones.

Me gustaría recordar una frase que cierto personaje de los años 60 solía pronunciar por las entonces solitarias calles de Cadalso, muchos no le habéis conocido pero si preguntáis a los más mayores tendréis una respuesta. Aquel hombre decía….”No hay una España como la de Cadalso” y la verdad es que tal vez tuviera razón.

Gracias a todos.
Zorro Corredero

martes, 12 de junio de 2012

Reportaje Gráfico Corrida de Beneficencia 2012


El pasado miércoles 7 de junio se celebró la ya tradicional Corrida de Beneficencia y la suerte quiso que mi buen amigo Balta me invitara a presenciar esta corrida que a la postre fue un gran éxito por la buena labor del maestro Alejandro Talavante que cortó oreja a cada uno de su lote, lo que le valió para salir a hombros por la puerta grande.

Agradecer a Balta esta invitación, gracias a la cual he tenido la suerte de volver a las Ventas dos años después para presenciar y disfrutar de este acontecimiento.

Este reportaje gráfico es un homenaje a Balta por su amable invitación y por los detalles toreros e información que durante toda la lidia tuve de él.

Un abrazo.
Pedro



Las puertas de las Ventas se llenaron pronto de aficionados.



Los alguacilillos preparados para el paseillo.


La Ventas colgó el cartel de "No hay billetes"



Las mulillas, siempre vistosas.


Entre el numeroso público algunos cadalseños y coruchos.


Toros de Nuñez del Cuvillo y Victoriano del Río.


Morante de la Puebla, silencio y bronca.




Más cadalseños entre el apasionado público.







Manzanares brindó su primer toro a la Infanta Elena.


Las rayas del tercio pintadas de rojo por deseo de Morante de la Puebla.


Manzanares, silencio en ambos.




Esperanza Aguirre y Ana Botella en el palco.



Luces en la plaza de las Ventas.

 



Alejandro Talavante, oreja y oreja.





Talavante da la vuelta al ruedo con su segunda oreja.


Y puerta grande para Talavante.


Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso