Raquetas

Raquetas
Esperando que la nieve vuelva, ya queda menos.

La portalera del Valle

La portalera del Valle
Un recuerdo de otro tiempo

miércoles, 19 de enero de 2011

Escarcha, blanca escarcha de Tórtolas

La noche fue fría y al amanecer un blanco manto de escarcha cubría la parte baja del Valle del Tórtolas


Los primeros rayos de sol aparecían tímidamente entre la niebla y su escaso calor era suficiente para derretir los cristales de hielo producidos durante la noche al unirse niebla y bajas temperaturas.




Solo las partes sombreadas aún conservaban esa frágil escarcha, más un simple rayo de sol o la respiración cercana eran suficientes para derretir el hielo.



Las hojas de los zarzales abundantes junto al pantano y algún escaramujo de brillante color rojo conservaban la blancura invernal producida por la escarcha, son momentos que hay que aprovechar para disparar rápido, un descuido y el momento habrá desaparecido para siempre.


Las fotos están realizadas junto al pantano de Tórtolas y en las partes sombreadas del camino que lleva valle adelante hasta la Peluquera un día de este mes de enero durante las primeras horas de la mañana pero ya con el sol calentando.

 
Como podréis ver, cualquier momento y cualquier lugar pueden proporcionarnos el placer de sentir y disfrutar de la naturaleza y de los elementos de vida que simplemente están ahi pero que muchas veces no sabemos ver ni apreciar.
 
Zorro Corredero
 
Fotos: Archivo Fotográfico Pedro Alfonso

4 comentarios:

Chedor dijo...

Las fotografías son sencillamente... PRECIOSAS.

Anónimo dijo...

Gracias Zorro por enseñarnos las cosas tan comunes de cerca, ves la escarcha pero nunca te detienes a verla.
Realmente como dice Chedor son preciosas.

Mariano

Anónimo dijo...

No me había dado cuenta pero en la de los tapaculos se van hasta los hilos de una araña, fijaros abajo a la izquierda.

Mariano

Bob Fisher dijo...

Se nota que heló esa noche, a juzgar por tus estupendas fotografías. Es fascinante como el agua llega a convertirse en pequeños cristales, con sus peculiares formaciones.
Un saludo.